Deporte

Légende ci-dessous
Deporte

PRUEBAS ENDURANCE

01_histoire_sport_epreuvesendurance Por iniciativa de Aceites Yacco se llevan a cabo los famosos récords de endurance de las Rosalie en el autódromo de Linas-Montlhéry. En total, ocho autos toman la pista entre octubre 1931 y julio de 1935 para lograr no menos de 358 récords internacionales y 192 records mundiales.

Transformados en monoplazas, todos son C6 o 15CV con motor de seis cilindros excepto la Petite Rosalie (8CV equipada con un motor de cuatro cilindros), Rosalie VII (7CV Tracción Delantera) y Rosalie IX, una 11CV Liviana Tracción Delantera que efectúa de marzo a mayo de 1936, un raid de endurance de 100.000 km.

Otros dos Citroën retomarán inmediatamente la pista del autódromo : el Spéciale Citroën equipado del nuevo motor Diésel de los utilitarios en 1937, luego el Barbot Spéciale realizado sobre la base de un 2CVA en 1953.

RALLY

02_histoire_sport_rallyes_capture Los primeros compromisos oficiales de Citroën en rally se hacen con el DS donde su extraordinaria suspensión hidroneumática hace maravillas. Al DS lo suceden el SM, luego el CX que, a fines de los años 70, participa exitosamente en el rally París-Dakar. De 1990 a 1997, con los ZX Rally Raid, Citroën reinará en la Copa Mundial de Rally todo terreno obteniendo cinco títulos Constructores.

En búsqueda de nuevos desafíos, Citroën se vuelca hacia los rallys tradicionales en 1998 con el Xsara Kit-car. Permite que la marca obtenga sus primeras victorias mundiales.

En 2001, Citroën se sumerge en el mundo del WRC y gravita con Sébastien Loeb los peldaños que conducen a la cima. En 2009, a pesar de una interrupción en 2006, el doble chevrón totaliza cinco títulos Constructores.

WRC

03_histoire_sport_wrc_capture Luego de una temporada de tests a escala real en el marco del Campeonato de Francia, Citroën se sumerge en el WRC en 2001. En fin de temporada, un joven promisorio piloto incurre en el Rally Sanremo. Con gran comodidad, Sébastien Loeb no tiene ningún complejo en subir al segundo escalón del podio.

La historia está en marcha, nada más podrá detenerla. Indisociables, Citroën y la tripulación Loeb/Elena suben juntos los escalones que conducen a la cima. En 2003, Citroën obtiene la primera de sus ochos coronas mundiales. La siguiente temporada, Sébastien Loeb y Daniel Elena comienzan una serie de nueve títulos consecutivos… Luego el C4 WRC, luego el DS3 WRC tomaron la posta del Xsara WRC con la misma dicha.